“EXISTENCIA…”

(http://www.espaciopatico.com/2012/05/asrham-viudas-en-la-india-por-trinidad-garcia/)   Tierra y sangre, Vida y muerte, Religión y razonamiento…   ¿Qué diferencias existen entre los Seres humanos? Existen las diferencias raciales, las sociológicas y las ideológicas. Pero, todo se basa en un máximo común divisor. La Existencia está basada en las matemáticas. Las matemáticas te ayudan a encontrar el resultado de la incógnita, te ayudan a sumar, a restar, a multiplicar… Las ideas concebidas por las diferencias raciales, sociales e ideológicas no ayudan no de la manera en que se muestran, pues el resultado a obtener no está basado en la Existencia. X+Y=Z Tan necesario es X como Y para obtener Z y ambos, el hombre y la mujer, deben tener los mismos derechos, sin excluir a aquellos que se sienten atraídos por el mismo sexo, pues Z no tiene porqué ser la descendencia genética, sino el beneficio obtenido de la colaboración de ambos individuos. Los avances en la Historia de la Humanidad han sido producidos tanto por hombres como por mujeres. La sociedad maltrata y denigra a la mujer, incluso la propia mujer lo incentiva, exponiéndose, vendiéndose. Para poder entender el camino actual de la Humanidad, hemos de tomar el camino pasado y realizar una auditoría. ¿Han servido para bien las Religiones? ¿Y las tradiciones arcaicas y clasistas? ¿Hemos avanzado? Matar en nombre de Dios no es justo. Matar por el control de la Tierra no está justificado. El Planeta no es nuestro, es una Herencia. ¿Lo estamos cuidando? ¿Qué vida tendrán tus Seres queridos que permanezcan en un futuro? Ingerimos comida tratada, de animales maltratados. Respiramos aire intoxicado. Pero tenemos dinero, podemos seguir viviendo. No...

“SUSCITACIÓN…”

    Dos mujeres, dos desconocidas, y el destino que las une… Un libro, una suscitación, un juego… Yo seré “S” y ella será “M”. ¡Acción! “M” porta un libro de tapa dura entre sus brazos. “S” lo observa y se inicia la Suscitación… -¿Qué es lo que te gusta de la autora? -pregunta “S”. -Su forma de narrar. Sus libros hablan sobre la historia aborigen de Nueva Zelanda -contesta “M”. -¿Qué es lo que te atrae de un libro? -pregunta “S”. -En lo primero que me fijo es en la sinopsis. Si me convence, entonces lo compro -responde “M”. -Quiero enseñarte un libro, a ver qué te parece. “S” le muestra la sinopsis de “NihiL” {Suen K. Gift} a “M”. “M” lee la sinopsis detenidamente. -¿Lo comprarías? -pregunta “S”. -Sí, si te gustan las historias que van hacia adelante y hacia atrás, es decir, aquellas en las que se mezclan momentos del presente con los del pasado. -Entonces, ¿lo comprarías? -vuelve a preguntar “S”. -¡Sí! -contesta “M”. Y aquí es cuando “S”, siendo Suen, le confiesa a “M”, Miriam, que ella es la autora del libro. Gracias por tus palabras,...

“AWEN – ABIICITUR…”

    Emma no conoce esta zona de la ciudad y no puede regresar por la puerta rectangular, pues por algún motivo que ella desconoce, ha desaparecido. Así que, mira a su alrededor y sólo le queda una opción, ir por la vereda derecha de la cabaña. La joven camina rodeada de matorrales y zarzamoras hasta encontrar un pequeño y estrecho sendero, bastante abrupto, que pasa por debajo de un puente que comunica el barrio de Daniel con otra zona de la ciudad. Al pasar por debajo del puente, Emma descubre una escalera hecha con piedras grandes sacadas del río que suben a la carretera principal. Por más que lo piense, no hay manera de conocer el lugar en el que está, como si fuera una parte no visitada o invisible de la ciudad en la que la joven vive. Vuelve a llover, pero esta vez lo hace mucho más fuerte, tanto que a la joven le cuesta andar. Un automóvil se detiene frente a ella. La ventanilla del turismo baja… -¡Sube! –dice un joven desde el interior. -¡No! –grita la joven Higgings. -¡Sube o te mojarás! La Capa Roja de Emma la protege de la lluvia pero el suelo comienza a encharcarse de agua y la humedad es cada vez más insoportable. Como no ve quién es el que la ofrece ayuda, la joven se acerca para descubrirlo. Cuando consigue dar alcance visual al que se muestra amable, Emma ve que es el joven del Hotel, el mismo que la acompañó en el ascensor. -Pero bueno, ¿qué me estás siguiendo? -¡Sube y te lo cuento! –dice el joven,...

“INSOMNIA…”

Oh, dear Morfeo, why do you leave me in the night? Come with me and make me dream… So, I’m going to work… “Words in a keyboard, thoughts in my mind, now my kitten wants write with me too, she makes me smile. Lights in my christmas tree, hope in my soul, listen good music, happiness in my life… A tear, a smile, a drop, a rise, hello, goodbye… The life is a continuous spiral… Welcome to my ExpressiveWorld…”...

“AWEN – MAGICAE MUNDI”

    III     -¡Sé valiente Emma! –se dice a sí misma. La joven aprieta fuerte las 2 cosas que lleva en sus manos, como si no quisiera perderlas. -No hay miedo, no hay miedo –repite sin cesar. Emma, vestida cuál Caperucita Roja, comienza a andar por la dura tierra de un sendero hasta llegar a una encrucijada en la que hay 5 caminos. Emma elige uno de ellos, pero al entrar un poco más en el mismo, La Vara se ilumina y se clava, como si no quisiera seguir por el mismo. Emma entiende con este gesto que no es el camino adecuado. Mira y remira los caminos. Todos son iguales, como si fueran reflejos de uno mismo. Entonces, ¿cuál elegir? Por suerte tiene La Vara y le indicará el correcto. Sin embargo, una voz advierte a la joven: -La Vara sólo puede indicarte un camino más. Difícil elección. ¿Qué hacer cuando no sabes qué camino tomar? Emma se sienta sobre el duro terreno, colocándose para meditar. En su visualización percibe una Luz Azul en la entrada de uno de los caminos del Bosque Encantado. -Seguiré por El Camino de la Luz Azul –dice la joven. Y así hace. Al entrar Emma en el mismo, el terreno por el que pisa se convierte en hierba y La Vara no se clava, con lo que no se ha equivocado en su elección. La hierba está húmeda y la joven siente que sus pies y piernas se mojan demasiado, algo que no le gusta nada. Varios armiños blancos aparecen frente a Emma. Ésta se los queda mirando y las...