¿Para qué sirven las redes sociales? ¿Para qué fueron creadas? Cuando hablé hace tiempo acerca de los importantes acontecimientos ocurridos en la Historia de la Humanidad expliqué dónde estaba el Fallo, porqué aquellos acontecimientos no habían sido del todo cambiantes, pues seguimos igual, seguimos sometidos a monarquías y gobiernos que no han conseguido erradicar lo más importante: las diferencias y necesidades básicas humanas. El contrato social ha fallado completamente. Quienes me lean pensarán que soy negativa o que debería hablar más de amor y cosas positivas. Para mí el Amor es compasión y la compasión se demuestra día y día y personalmente. No necesito explicar ni darme a conocer como una Santa o alguien que es perfecta. No necesito que se me Entienda o se me consienta. Así es como actúa la mayoría de los que publican en las redes sociales. Existen muchas personas que buscan ayudar y que realmente ayudan y ahí las redes aportan bastante. No son tan nocivas como parecen, pero no lo será siempre y cuando sigas los dictámenes que anteriormente he citado, siempre y cuando no vayas contra aquello que nos sigue sometiendo. 

“Así pues el Contrato Social Falla”

Una sociedad que cree que porque publica fotos, links,videos y expone sus ideas ya ha conseguido algo, viendo la situación mundial actual, está completamente equivocada. Nos tratan como gatitos que siguen esa luz que les divierte. Ellos creen que consiguen alcanzar esa luz, ellos creen que pueden con esa luz, pero esa luz es falsa. Lo mismo con las redes sociales. Es todo una mentira. No se necesitan las redes sociales para encontrar el amor, pues el amor es compasión y la compasión es un sentimiento humano que se manifiesta comprendiendo el sufrimiento del otro ser. Y esto te lo puede aportar la red social, puedes conocer el dolor y el drama de otra persona y hacer todo lo posible para llegar a ella, pero siempre será de manera virtual, en la distancia. A veces es posible el contacto físico, y todo esto es genial pero, en sí, en su globalidad, analizando el conjunto, la finalidad de las redes sociales, todo queda en eso, en un espejismo. El ser humano siempre ha sido nómada, siempre ha buscado el contacto y el conocimiento e internet ha ofrecido la ventaja de contactar a distancia, de recibir conocimiento pero, cuando sientes tanto, cuando sufres tanto al ver cómo está la situación mundial te planteas lo siguiente:

¿Realmente la aparición de las redes sociales ha cambiado la Humanidad?

 

 

Y la respuesta es NO. Sigue habiendo hambre, penuria, sufrimiento, guerras, desigualdades humanas, crueldad animal y un sinfín de acontecimientos que nos demuestran que el Contrato Social falla, que la Humanidad sigue sometida, que aunque cree hastags y trending topics, que aunque encuentren religiones, asociaciones, conocimientos y otras cosas en la red, el ser humano sigue condenado a una esclavitud permitida y consentida. Cuando dije que al salir la primera vez de Twitter, que no salí, sino que me habían situado en la diana de persona a la que echar, supongo que no les gusté, sentí una Liberación fue totalmente cierto. Todo lo que Twitter me ha aportado ha sido como estar en el más absoluto infierno. Decenas de tuits por minuto, información que debes contrastar, pensamientos que no puedes llegar a analizar, personas que ni tan siquiera tocas y a las que puedes tocar las ignoras porque intentas crear un Mundo Feliz en una red social que censura y que utiliza la misma a su propio beneficio, como el resto de redes sociales. Ellos establecen unas normas que en cuanto creen necesario ejecutan pero tú te encuentras vendido e indefenso. Ya se ha demostrado que venden nuestra información  y es que es lógico, las redes sociales se establecieron para ello, para que nosotros les mostráramos nuestros pensamientos, nuestras ideas, nuestros deseos, lo mismo que hace el diablo, quiere que le cuentes tus secretos, tus debilidades, tus aspiraciones para luego saber cómo conseguir su propósito. ¿No creéis que si las redes sociales realmente quisieran un Mundo Mejor no censurarían ni venderían vuestra información? Pero claro, yo estoy escribiendo esto y si no fuera por la redes sociales no llegaría. Es como escribir un mensaje en una botella, nunca sabes si llegará y cuándo llegará a su destino. Así nos encontramos. 

La Humanidad sigue creyendo que puede cambiar el Mundo cuando el Mundo ya tiene dueño

 

 

La Humanidad gasta su tiempo en publicaciones en las redes para que se les vea, para que se les siga, para ser algo, pero muchas de esas personas luego se encuentran solas, han perdido todo contacto con la realidad. Se está demostrando que de nada sirve que la gente salga a la calle a manifestarse, de nada sirve que tengas miles de seguidores porque la esclavitud y el sometimiento siguen funcionando. Absolutamente nada ha cambiado. Tenemos más información, podemos llegar a conocer personas en la distancia pero queda en eso, en algo efímero, porque ¿de qué sirve tener más información si el Sistema te somete? ¿De qué sirve publicar todo aquello que haces y todo aquello que tiene que ver con tu vida? Esto último lo único que hace es ser un blanco más fácil para aquellos que utilizan las redes para controlar y manipular. Nos tienen como partícipes en un concurso de belleza, como en un debate televisivo que queda en eso, en algo que se discute para luego toparse con el Sistema que somete, como ratones que siguen el queso y no saben que hay una trampa para alcanzarlo. Me recuerda a aquella película de Bruce Willis (Surrogates) https://youtu.be/osNjtHA8qOM

See What They See, Feel What They Feel, Anyone You Want To Be… (Surrogates) “Virtual Life”

Cada uno de nosotros hemos nacido para un algo, y no podemos seguir pensando que porque escribimos un hastag o porque tenemos miles de seguidores o porque creamos una cena benéfica o algo parecido ya hemos conseguido ser mejores. Si no entendemos que no es el lugar de nacimiento lo que nos diferencia, la cuenta bancaria o las ideas, sino aquello que aportamos a este Mundo para mejorarlo, sin pretender beneficio propio con ello sino global, pues aquello que ofrecemos a otros es lo que nos retorna, seguiremos viviendo en un Mundo Virtual que alimenta el Fallo, un Mundo que cree que porque viaja al espacio y otros avances ha evolucionado, un Mundo que piensa que las guerras son patrióticas, que las banderas les representan y que el enemigo es el que no habla el mismo idioma y viene de otro país que ha sido explotado y debilitado por aquellos que poseen el Poder de hacer absolutamente lo que les dé la gana porque la Humanidad sigue pensando que el Poder reside en el Gobierno y en los que viven en palacios tienen derecho a ello. 

-Me parece muy bonito -dijo Alicia cuando lo hubo terminado- , sólo que es algo difícil de comprender. Es como si me llenara la cabeza de ideas, ¡sólo que no sabría decir cuáles son! En todo caso, lo que sí está claro es que alguien ha matado a algo… “Alicia tras el espejo, Lewis Carroll”