“RENUNTIATIONEM”

LA SEGUNDA SEÑAL

Después de cenar nos vamos al Salón. Hace días que no sabemos nada del exterior, si no es por Tim o por papá. Mi madre enciende el televisor, busca las noticias y salen varias personas debatiendo sobre la gran destrucción que se ha producido en la costa este de China, el sur de Corea, parte de Vietnam y la desaparición de Corea, parte de Vietnam y la desaparición del sur de Japón. Una de ellas lleva un rosario y dice pertenecer a la Iglesia del Nuevo Apóstol. Según esta persona, Dios quiere que la Humanidad sea destruida y que sólo se salven aquellas personas que sigan la palabra del nuevo apóstol. A mí me suena más bien a engaño que a otra cosa. Un científico de una universidad holandesa le advierte de que no diga más tonterías en un momento tan delicado. Al señor del rosario no parece hacerle gracia que le contradigan y tienen que sacarlo de la sala de debate porque no deja de gritar que todos moriremos si no hacemos lo que él dice. Yo miro a mi padre y le pregunto si es necesario ver un espectáculo tan ridículo pero en ese momento aparece alguien que creo conocer. Parece un antiguo profesor de instituto, pero no de ahora, no, es como si fuera parte de un sueño. Lo miro fijamente para ver si es él y creo que sí, bastante más joven pero se llama igual que el que yo creo conocer.

PROPTER RETRO [2011-2012]

Según él, La Tierra está sufriendo cambios gravitatorios que están provocando grandes movimientos de tierra, tanto a nivel oceánico como continental, y asegura que también se activarán volcanes dormidos. Lo dice muy convencido y nos advierte de que van a ocurrir más desastres como el que ha ocurrido recientemente. El presentador le pregunta si hay solución y él le contesta que no, que La Tierra ejercerá los cambios hasta que el equilibrio gravitacional haya llegado a su punto más estable. Escuchamos el debate ensimismados y a la vez atemorizados, mis padres por lo que ha de venir y yo por haber vivido esto antes.

PROPTER RETRO [2011-2012]

“DESTITUTIONEM

LA LUCHA DE ALEXIA BOSCH

Está todo muy oscuro, pero de repente, alguien enciende una luz. Es el profesor Thomas y yo estoy en clase de Historia. Parece ser que acabamos de ver unas diapositivas. A mi lado tengo a Elisa, una compañera de clase. Busco a Naomi pero no la veo. Le pregunto a mi compañera de clase y me dice que hoy no ha venido. El profesor Thomas pregunta acerca del video y de las fotos que han visto mediante diapositivas hace unos momentos. Elisa toca el avisador que hay en la mesa y el profesor le da paso:

El primer tsunami arrasó el mar de China oriental, inundando islas y zonas costeras de China oriental, Corea del sur y Japón. El segundo tsunami ocurrió en el Pacífico sur y destruyó por completo la costa oeste de Chile.

Muy bien Elisa. ¿Qué crees que produjo esos movimientos sísmicos de gran envergadura originados en el mar y en el océano?
El origen viene dado por los choques entre la Placa del Pacífico y la Placa de Nazca.
Alexia, ¿estás de acuerdo con tu compañera?
Todas las personas que se encuentran a mi alrededor giran sus cabezas en dirección a mí.
-Sí –contesto yo.
-Muy bien las dos. Estos dos tsunamis provocaron grandes pérdidas, no solo humanas, sino también medioambientales. Alexia, ¿en qué año ocurrieron?
-En el 2.017.
-Correcto.
El señor Thomas continúa hablando de las placas tectónicas y de cómo se están activando de manera progresiva.

-El problema –dice el profesor– radica en que el continente americano y el europeo se están separando cada vez más. Esto provoca una gran presión en la zona del Pacífico, más concretamente, en la placa del Pacífico, actuando enérgicamente sobre las demás placas que tiene contiguas, principalmente en dos: la placa de Nazca y la placa Filipina. Estos movimientos tan intensos dan lugar a grandes terremotos terrestres y enormes maremotos que, al llegar a la costa, se transforman en terribles asesinos, por no hablar del resquebrajamiento que está sufriendo América Central para paliar tanta fricción.
El profesor continúa con su charla y yo tengo puesta la vista en el aula. Me fijo en cualquier cosa, por insignificante que pueda parecer, hasta que alguien me toca en el hombro.
-Señorita Bosch, ¿le estoy aburriendo?
-No…
-Entonces, ¿puede decirme qué ha sido lo último que he dicho?
Me quedo pensativa. No quiero volver a meter la pata y opto por no contestar.
-Muy bien, veo que hoy no es su día. Si no fuera porque es usted una de las mejores alumnas de mi clase y porque todos tenemos nuestros fallos, me vería obligado a restarle puntuación en su plan de estudios. No lo haré, pero a cambio quiero que se vaya a la biblioteca y me haga una explicación completa del tema de hoy: Las placas tectónicas y sus evoluciones actuales.
Salgo de clase preguntándome cómo puede ser tan real lo que estoy viviendo. Recuerdo mis clases con el profesor Thomas, una de mis preferidas. Pero si no me equivoco, yo lo tuve en secundaria, a la edad de 16 años. Y eso quiere decir que…

-¡Estoy ahora en el 2.036! –digo yo en voz alta.
En el 2.036 de mi vida comatosa, supongo. Salgo fuera y me quedo apoyada en la pared, intentando entender algo. Esto no puede ser un sueño porque es muy real, o al menos es la sensación que yo tengo. ¿Por qué me sucede todo esto? ¿Es producto de mi mente? Pero, no puede ser, esto no parece un sueño. Y además, qué casualidad que haya venido a este momento de mi supuesta vida pasada, en clase de geología y más concretamente mientras el profesor nos
explica los movimientos de fallas y demás. ¿Habrá sido por qué me ha conmocionado lo que he visto por la tele, en mi apartamento en Manhattan? ¿Y si todo esto es producto de mi imaginación? Lo que no entiendo es por qué no ceso de cuestionarlo todo.

Pasaje de: Suen K Gift. “PropterRetro”. Apple Books.

[Manuscrito perteneciente a PROPHETIA. Fue escrito entre los años 2011-2012. El contenido es simbólico]


“Poseo varios Tesoros,
Tesoros de Espíritu y Alma,
Tesoros que me inspiran,
sin Ellos no existe la Vida…
{ Suen K. Gift }”